Un seco nos avisó hace 21 años con este peliculón y nadie lo tomó en serio.